lunes, 9 de febrero de 2009

No siempre es lo que parece.....


LAS COSAS NO SON SIEMPRE LO QUE PARECEN

Dos Ángeles viajeros se pararon para pasar la noche en el hogar de una familia muy adinerada. La familia era ruda y no quiso permitirle a los Ángeles que se quedaran en la habitación de huéspedes de la mansión. En vez de ser así, a los Ángeles le dieron un espacio pequeño en el frío sótano de la casa. A medida que ellos preparaban sus camas en el duro piso, el Ángel más viejo vio un hueco en la pared y lo reparó. Cuando el Ángel más joven preguntó ¿por qué?, el Ángel más viejo le respondió, "Las Cosas no siempre son lo que parecen."

La siguiente noche, el par de Ángeles vino a descansar en la casa de un señor y una señora, muy pobres, pero el señor y su esposa eran muy hospitalarios. Después de compartir la poca comida que la familia pobre tenía, la pareja le permitió a los Ángeles que durmieran en su cama donde ellos podrían tener una buena noche de descanso. Cuando amaneció, al siguiente día, los Ángeles encontraron bañados en lágrimas al Señor y a su Esposa. La única vaca que tenían, cuya leche había sido su única entrada de dinero, yacía muerta en el campo. El Ángel más joven estaba furioso y preguntó al Ángel más viejo, ¿cómo pudiste permitir que esto hubiera pasado? El primer hombre lo tenía todo, sin embargo tú lo ayudaste; El Ángel más joven le acusaba. La segunda familia tenía muy poco, pero estaba dispuesta a compartirlo todo, y tú permitiste que la vaca muriera.

"Las Cosas no siempre son lo que parecen," le replicó el Ángel más viejo. "Cuando estábamos en aquel sótano de la inmensa mansión, yo noté que había oro almacenado en aquel hueco de la pared. Debido a que el propietario estaba tan obsesionado con avaricia y no dispuesto a compartir su buena fortuna, yo sellé el hueco, de manera tal que nunca lo encontraría."

"Luego, anoche mientras dormíamos en la cama de la familia pobre, el ángel de la muerte vino en busca de la esposa del agricultor. Y yo le di a la vaca en su lugar. “Las Cosas no siempre son lo que parecen."

Algunas veces, eso es exactamente lo que pasa cuando las cosas no salen como uno espera que salgan. Si tú tienes fe, solamente necesitas confiar en que cualesquiera que fueran las cosas que vengan, serán siempre para tu ventaja. Y podrías no saber esto hasta un poco más tarde …

Algunas personas vienen a nuestras vidas y rápidamente se van…

Algunas personas
se convierten en amigos y
permanecen por un tiempo...
dejando huellas hermosas
en nuestros corazones...

y nunca volvemos a ser igual, porque hemos hecho un buen amigo!!

Ayer es historia.
Mañana un misterio.
Hoy es un regalo.
Es por ello que es llamado el presente!

Creo que esta vida es especial...vívela y saborea cada momento...Esto no es parte de una presentación o de un show!


En estos días he tenido muy presente este relato que tengo guardado desde hace mucho tiempo y que en un momento de mi vida me hizo ver las cosas de otra manera...Por eso hoy he querido ponerlo aquí y compartirlo con todos vosotros, seguro le sacareis buen partido ya que el mensaje es muy claro y verdadero.

Un fuerte abrazo.

17 comentarios:

Esteban dijo...

Seguro que le sacaremos provecho a este texto, y llevas razón no siempre es lo que parece, un beso.

Palmoba dijo...

Que bonito ahinoa y que razón!! las cosas pasan por que han de ser asi.Solo nos hace falta un poquito más de paciencia para mirar!!

Abrazos

Isabel dijo...

También lo dice el refranero popular: No hay mal que por bien no venga. Todo tiene un por qué, solo hay que esperar. Bonito relato, aplicable a muchos momentos de nuestras vidas. Un beso

Parsimonia dijo...

Es un relato muy entrañable.
A veces las cosas no son lo que parece y la justicia a menudo se disfraza para no ser descubierta.
Besos

Ana dijo...

Es un relato entrañable...Y las cosas pasan porque tienen que pasar, y hay que tener paciencia...
Gracias por compartirlo.
Muchos besos.

Lunaria dijo...

Otro texto del que aprender.
Un besote.

Celia dijo...

Es un texto lleno de ternura y sabiduría. Muchas veces esperamos algo, nos lamentamos de su ausencia, y tal vez es mejor que nunca hubiera llegado.
Un barazo.

Adrisol dijo...

que precioso lo que has publicado hoy.......cuánta sabiduría en estas palabras!!!!!!!
gracias por compartirlo
un enorme abrazo

Lourdes dijo...

Qué bonito, Ainhoa.
Y sí, las cosas pasas porque tienen que pasar, y justo en el momento en que tienen que hacerlo...
Es así.

Un beso.

Arwen dijo...

Que entrada mas sabia..aplicable en el dia a dia de nuestras vidas..te felicito por la entrada..un beso amiga

ainhoa dijo...

Esteban yo siempre le saco provecho y lo tengo presente.un beso.

Palmoba la paciencia es la madre de la ciencia.Un besote.

Isabel todo ocurre por algo...un beso.

Parsimonia a veces no son lo que parecen pero no tenemos la paciencia de sentarnos y ver el otro lado...un abrazo.

Ana solo hay que ver donde está la parte positiva...un besazo.

Lunaria yo aprendo a diario con este relato siempre lo tengo presente.Un beso.

Celia nunca se sabe que seria lo mejor que habria pasado...un beso.

Adrisol en cualquier circunstancia de la vida se aplica y es sorprendente.Un abrazo.

Lourdes a veces el momento en que llegan no nos parece oportuno pero...un besazo.

Arwen es aplicable cien por cien.Un abrazo.

Carolina dijo...

Muy sabia esta lectura de reflexión Ainhoa. A veces nos enojamos con las situaciones que vivimos a diario, sin querer mirar nada más. Es bueno, cerrar capitulos, y por muy duro que sea, hay que abrir nuevos, sin lamentaciones, ni tristezas, con la mente clara, de que los cambios en nuestras vidas se dan, para mejorar. Un beso

runner48 dijo...

Tienes mucha razón no todo es lo que parece, saber discernir y conocer lo que tenemos delante es lo que diferencia la información del conocimiento

toñi dijo...

Tan claro como el agua.
Gracias por compartirlo ,es muy hermoso.
Un beso Ainhoa.
Un beso

Vagamundo dijo...

Dos últimos posts dedicados oportunamente al tesón por disfrutar de lo que tenemos, sin dejarle mucho espacio a la añoranza o a la expectativa (también necesarias, en cierta medida), sino privilegiando desmesuradamente el valor del presente y de las posibilidades residuales que nos ofrece, momento tras momento.

Bonita filosofía. En serio.

ainhoa dijo...

Carolina estamos en continuo cambio y tenemos que aceptarlo sea lo que sea que nos pase, sacar lectura y continuar.
Un fuerte abrazo.

Runner a veces nos empecinamos y no queremos ver mas alla...y eso retrasa nuestro crecimiento...un besazo.

Toñi gracias a ti.Un abrazo.

Vagamundo todo en su justa medida es necesario en la vida...un abrazo.

Carrachina dijo...

Estoy contigo en que las cosas no son lo que parecen aveces juzgamos mal a quien nos quiere hacer bien.
Debemos mirar más con el corazón.
Abrazos de Carrachina.